¿CÓMO PREVENIR LAS ITS?

 

?En nuestra sociedad, practicar SEXO y cuanto más mejor, con cuantas más personas mejor, se ha convertido en un objetivo a cumplir, accediendo a una sexualidad finalista y poniendo el sexo como un medio o un instrumento. No olvides que, las relaciones sexuales son posibilidades para disfrutar, para compartir, para descubrir y para ser gestionadas de manera saludable.

El sexo no es únicamente lo que hacemos, las prácticas sexuales o cuestiones genitales, tiene que ver con lo que somos, con nuestra identidad y con nuestros deseos…Por ello el secreto para tener un “buen sexo” es el autocuidado, quererme, respetarme, tomar conciencia de mi cuerpo, de mis emociones, de mi erótica y maneras de expresarme y de mis preferencias sexuales.

El riesgo cero no existe, pero sí existe la posibilidad de poder elegir cómo y cuándo quiero protegerme, practicar el autocuidado y el consentimiento tener en cuenta mi deseo y el de la otra persona. Y mirar más allá, abrir mi mente y mis sentidos: las relaciones sexuales no son únicamente la práctica del coito.

Y tener presente que no tengo que llevar a cabo ninguna práctica sexual que me haga sentir incomodidad o que no me apetezca.

La forma de prevenir las ITS es, practicando el buen sexo, el sexo seguro.  Es decir, teniendo en cuenta las medidas preventivas existentes y manteniendo prácticas sexuales que impidan la transmisión de ITS (prácticas de riesgo).

El buen uso del preservativo masculino y femenino, reduce eficazmente el riesgo de contraer una ITS (buen uso del preservativo).

El uso del preservativo en  las relaciones que implican penetración   (anal, oral, vaginal) es una elección que puede resultar placentera y divertida. Ni el amor ni el cariño protegen de las ITS. El uso sistemático del preservativo alimentado con lubricante reduce de manera significativa el riesgo de contraer una ITS. Úsalo en todas las relaciones desde su inicio hasta el final.

La utilización correcta de lubricante puede favorecer unas relaciones sexuales más placenteras. En el caso de los espermicidas aumentan la eficacia del preservativo.

En el caso de las relaciones sexuales orales también existe riesgo: en el caso de personas con pene, utilizar el preservativo colocado en el mismo para  practicar una felación y en las personas con vulva, para practicar un cunnilingus, el uso de láminas de látex sirven de barrera en la boca y los genitales impidiendo la infección.

Ello es importante sobre todo para evitar la transmisión de la gonorrea y la sífilis mediante el sexo oral.

Si eres una persona sexualmente activa, sería conveniente que te realices controles periódicos de salud y pruebas de ITS, al menos una vez al año, como forma de prevenir futuras transmisiones, ya que hay muchas ITS que no presentan síntomas de manera inmediata, lo cual facilita la propagación de la infección. Sería conveniente que tu /s parejas sexuales también se lo realicen. Así nos cuidamos y cuidamos nuestra salud y la de otras personas.

La estabilidad de la pareja ofrece una falsa sensación de protección frente a las ITS. Por ello es muy importante que sigáis utilizando el preservativo en todos vuestros encuentros sexuales   hasta que las dos personas os hayáis realizado las pruebas necesarias y se haya descartado tener alguna ITS.

Disfruta de las relaciones sexuales, sin que suponga un riesgo para tu salud para ello valora el riesgo de tus relaciones y protégelas.

Nuestra salud sexual y nuestro placer es nuestra responsabilidad. Vivir nuestra sexualidad libre de riesgos de ITS, de relaciones no deseadas…está en nuestras manos.

Busca, escucha, habla, trasmite, comparte la INFORMACIÓN, porque evita preocupaciones, ayuda a tener una sexualidad sana, hace que disfrutes más y hagas disfrutar. Te aleja de las ITS. Te abre la mente

Por ello, practica el autocuidado y hazte controles periódicos acerca de tu salud sexual, ya que, si se detectan a tiempo, el diagnóstico y el tratamiento es sencillo y eficaz.

 

facebook twitter youtube instagram
CONTACTO | AVISO LEGAL | COOKIES | PRIVACIDAD