¿QUÉ ES EL VIH?

 
 

El VIH o Virus de la Inmunodeficiencia Humana, es un retrovirus que afecta al sistema de defensas del organismo, llamado sistema inmunológico. Este constituye la defensa natural de nuestro cuerpo frente a bacterias, virus y hongos capaces de invadir nuestro organismo.

El VIH, una vez dentro de nuestro organismo, ataca y destruye los linfocitos CD4, que son las células que forman parte del sistema inmune y que se encargan de la fabricación de anticuerpos para combatir las infecciones.

Una vez debilitado por el VIH, el sistema de defensas permite la aparición de enfermedades. Esta etapa avanzada de la infección por VIH es la que se denomina Síndrome de Inmuno Deficiencia Adquirida (sida). Esto quiere decir que el sida es un conjunto de síntomas (síndrome) que aparece por una insuficiencia del sistema inmune (inmunodeficiencia) causada por un virus que se transmite de persona a persona (adquirida).

Por eso, no toda persona con VIH tiene sida, pero sí toda persona que presenta un cuadro de sida, tiene VIH. Una persona con VIH no necesariamente desarrolla síntomas o enfermedades. Sin embargo, puede transmitirlo.

Cuando el VIH no recibe el tratamiento de antirretrovirales, reduce la cantidad de células CD4 que hay en el cuerpo, dañando al sistema inmunitario y haciendo que sea cada vez le sea más difícil luchar contra las infecciones y algunas otras enfermedades. Los cánceres o infecciones oportunistas se aprovechan del sistema inmunitario muy débil y son señal de que la persona ha desarrollado el SIDA.

Actualmente, la principal vía de transmisión es a través del contacto sexual.

La infección por VIH continúa siendo un importante problema de salud pública, a pesar de todos los avances producidos durante los últimos años en materia de prevención, diagnóstico y tratamiento.

 

facebook twitter youtube instagram
CONTACTO | AVISO LEGAL | COOKIES | PRIVACIDAD